Ya es Junio en San Francisco

rainbow
Si nunca has estado en San Francisco y se te ocurre venir por vez primera en Junio, no te cabrá la menor duda de que no hay ciudad más gay que esta.

Así me pasó a mí cuando por vez primera puse pie aquí hace más de media década, cuando al salir de la boca de metro en pleno centro comercial de la ciudad, lo primero que entreví al subir por las escaleras eléctricas, fue una enorme bandera multicolor ondeando. Después descubrí que no era la única, ya que todo Market Street, desde Castro (como luego supe) hasta Embarcadero, donde la ciudad se encuentra con la Bahía, estaba cubierta por estandartes y banderas con los colores del Arco Iris.

Así sucede invariablemente cada año, desde el 1 de Junio hasta final de mes, viviendo esta explosión multicolor su momento de mayor apogeo el 23 y el 24 (son los días que tocan este año) con la celebración del Día del Orgullo Gay.

Como os digo, es ahora, más que nunca, cuando la ciudad se viste de tolerancia, cuando queda demostrado explícitamente, más que en ningún otro momento del año, que el colectivo financiera, política y culturalmente más influyente y significativo de esta ciudad es el GLBT. Y os aseguro que sienta pero que muy bien.

Procuraré informaros de lo más interesante que acontezca este mes por aquí alrededor de la Fiesta, y tras el fin de semana grande, prometo crónica segura. Palabra de Dan.



Sobre

Rebelde, apasionado, singular, rompehuevos... qué sé yo. Dicen que soy indefinible, a Dios gracias! Definir personas es aburrido y sintomático del que está enfermo de pánico. Llevo años bailando sobre brasas ardiendo y o una de dos, o las brasas se apagaron o ya me acostumbré al fuego lento, porque luchar sigo luchando y soy enormemente feliz por ello. Por el camino he pasado necesidades y he aprendido a hacerlas aliadas y he ganado en sabiduría, en coraje y en cantidad de amigos, algunos amantes y un par de amores o tres absolutamente inolvidables. Uno de ellos, el más grande, Dan, da a esta cuenta su nombre. Mi presencia aquí es un homenaje al amor que nunca se ha roto entre nosotros, como retrato siempre apasionado, a veces alegre, a veces melancólico, del mayor amor de mi vida. Y si además de eso estoy por algo más, es por CREER, así con mayúsculas, que nuestra lucha por brillar en lo más alto como miembros de esta minoría maravillosa de la que formamos parte vale la pena, y aquí ando, mejor o peor, poniendo un granito de arena por ello. Para cualquier otra cosa, mi dirección de email es dan.ambienteg@hotmail.com y mi sitio en Facebook lo tenéis aquí.


Blog en Wordpress Theme Old Paper adaptado por Ambiente G