Gay Cinema: 'Alejandro Magno'

Sigue a

Alexander

Alejandro III de Macedonia, más conocido como Alejandro el Grande o Alejandro Magno, está considerado como uno de los líderes militares más importantes de la Historia, ya que antes de morir por causas no del todo claras a los 32 años, el Rey de los macedónicos consolidó la unificación de Grecia y conquistó el Imperio Persa, que incluía Anatolia, Siria, Fenicia, Judea, Gaza, Egipto, Bactriana y Mesopotamia hasta llegar a la India. En 12 años de intensas campañas se convirtió en una auténtica leyenda.

Temido y admirado a partes iguales por sus contemporáneos e inspirador luego de Julio César, Napoleón y Adolf Hitler, considerado como un maestro de la estrategia política y militar, Alejandro el Grande es uno de los iconos de la Historia sobre los que no cabe la menor duda acerca de un hecho fundamental: Alejandro amaba a los hombres.

Alexander_Poster

En 2004, Oliver Stone, uno de los directores más polémicos y brillantes del cine, llevó adelante un proyecto faraónico que acariciaba desde hacía años inspirado en la vida del Conquistador. Tras sortear los nombres de Tom Cruise y Brad Pitt para dar rostro al Magno, finalmente fue Colin Farrell, acompañado entre otros de Jared Leto, como su amante Hefestión, y un reparto excepcional compuesto por nombres como Anthony Hopkins, Angelina Jolie, Val Kilmer, Rosario Dawson o Jonathan Rhys Meyers quienes darían presencia emocional a una película que no contó, sin embargo, con la respuesta deseada.

La pesada losa de una crítica absurdamente adversa (de las películas épicas estrenadas en los últimos años, léanse ‘Gladiator‘, ‘Troya‘, ‘300‘ o ‘Braveheart‘, ‘Alejandro Magno’ o ‘Alexander’, según su título original en inglés, es la más fiel a los hechos y las circunstancias históricas que narra, y sin embargo, la más defenestrada por muchos incluyendo críticos sesudos poco amantes de rendir alabanzas a directores tildados tradicionalmente como polémicos, desfavoreció a corto plazo una película que sin embargo goza de buena fama ahora en las clases de Historia.

Jared_Leto

‘Alexander’ muestra al guerrero y al amante que no conoce censuras porque nació y murió mucho antes de que una religión sin conciencia se adueñase por siglos de Occidente, ocultando e incluso poniendo en tela de juicio su profundo amor por Hefestión a quien destrozó el corazón cuando contrajo matrimonio para obtener efímera descendencia. Sin embargo, entre los puntos más interesantes de su testamento, uno llama poderosamente la atención: ‘Completar la pira funeraria de Hefestión‘. La película no se centra necesariamente en eso pero tampoco lo esquiva en absoluto. Y si además de estupendas lecciones de historia os van los muslos bravíos poniéndose de morros frente a elefantes encabritados, tropocientos rostros guapos poniéndose a tono y Colin Farrell con el pelo oxigenado, estáis de enhorabuena. Esta es vuestra película.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

13 comentarios