Reunión de cristianos gays en Toledo

Síguenos

Toledo.jpg

Más allá de los estereotipos y de los prejuicios, y además por suerte, hay gays de todos los tipos. No todos los gays tenemos que ser de izquierdas, tener pluma, ni salir en una carroza en el día del Orgullo, tal y como nos venden en diferentes medios de comunicación.

Como ya digo, por suerte, los gays no respondemos a estereotipos. Cada gay es un mundo. Simplemente somos hombres y mujeres, a los que nos gustan las personas de nuestros mismo sexo. Pero que somos tan diferentes unos de otros como lo puede ser cualquier ciudadano heterosexual.

De hecho, y a pesar de que parece que todos los gays militamos en el Partido Socialista o en Izquierda Unida, también existen gays, y además muchos, en otros partidos, como es el caso del Partido Popular, partido en el que debe haber más gays que en un bar de Chueca en una noche de sábado. Algunos, incluso gastándose fondos públicos en lugares de alterne gay.

Y al igual que hay gays que son afiliados al Partido Popular, también hay miles de gays que nos consideramos católicos, aunque evidentemente, no “comulguemos” con las directrices de la Iglesia Católica y denunciemos públicamente sus postulados homófobos.

Pero que un sector de la Iglesia, y en especial de la jerarquía Católica piense de una forma retrógrada, no significa por suerte que toda la Iglesia piense por igual. De hecho, ya hay sectores católicos muy críticos con las posturas oficiales de la Iglesia.

Un ejemplo de esta diversidad es la reunión que se ha celebrado entre el 17 y el 19 de octubre en Toledo, ciudad en la que 19 grupos cristianos de lesbianas, gays, transexuales y
bisexuales de toda España han asistido al I Encuentro Estatal de Asuntos Religiosos de la FELGTB, la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales.

En dicho encuentro, los miembros del colectivo LGBT asistentes han elaborado un manifiesto en el que afirman que las mujeres y los hombres, ya sean heterosexuales, homosexuales, bisexuales o transexuales son expresiones de la diversidad con la que Dios ha creado este mundo, por lo que todas tienen la misma dignidad ante sus ojos.

Por este motivo, según los colectivos reunidos, no existe razón alguna desde la fe para que se discrimine a nadie por su sexo, su orientación sexual o su identidad de género.

En el manifiesto aprobado en Toledo, también apuestan por crear una Teología diversa y amplia que cuestione el actual pensamiento único, hegemónico y machista de las Jerarquías de las iglesias cristianas.

Además, también muestran su apoyo al Manifiesto por la Laicidad promovido por Redes Cristianas, en el que se denuncia los Acuerdos de 1979 del Estado Español con la Santa Sede; apostando por una laicidad plena y una sociedad secularizada y pluralista; denunciando la discriminación por razones de género y orientación sexual, aún presentes en la Iglesia
católica y en otras confesiones.

Esperemos que con movimientos como estos, la Iglesia Católica pueda ir avanzando hacia el respeto a la diversidad de los ciudadanos. Aunque me da que será un proceso muy lento. Quizás, demasiado.

Vía I FELGTB

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario