canal-9.jpg

Haberlos, haylos. Pero pocos son los sacerdotes que se atreven a decir lo que opinan en un tema tan polémico en el seno de la jerarquía católica como el matrimonio gay. Yo mismo conozco a algunos sacerdotes que respetan totalmente que cada uno sea como sea, y que cada cuál ame a quien desee.

Y eso mismo es lo que ha debido de pensar un sacerdote que ha apoyado la ley del matrimonio gay aprobada recientemene por el parlamento de Argentina.

El sacerdote, que se llama Vicente Reale y es párroco de la iglesia Jesús Nazareno, tiene una columna semanal en la cadena de televisión católica Canal 9, desde la que decidió apoyar la igualdad de derechos para todos los ciudadanos a través de la ley del matrimonio gay, ya que según Reale, “el Estado debe reconocer a estas personas los mismos derechos que otorga a los heterosexuales que forman pareja”.

Según Reale, “Quienes poseemos una determinada convicción, sea religiosa o no, podemos defenderla, pero no tenemos derecho a condenar o a obligar a otros a que la compartan, mientras no se afecten derechos de terceros”.

El único aspecto con el que el sacerdote tiene dudas es el de la adopción de niños por parte de las parejas gays, ya que para el sacerdote todavía “desconocemos cómo evoluciona la personalidad del niño adoptado por parejas homosexuales”. Pero eso, visto como está el patio, ya sería pedir demasiado.

Y como era de esperar, su postura respecto al matrimonio gay ha levantado ampollas entre la jerarquía eclesiástica de Mendoza. Desde el Arzobispado ya se han apresurado a reincidir en sus cansinas y aburrudias excusas para justificar lo injustificable. Según el arzobispado, no comparten la opinión del sacerdote en ésta materia porque “este tipo de unión contradice leyes naturales”. Toma declaración.

Vía I Clarín
En Ambiente G I El matrimonio gay es aprobado en la Cámara de Diputados de Argentina


Tags |