Sigue a

“Yo nací así. Desde que abrí los ojos al mundo. Yo nunca me he acostado con un señor. Nunca. Fíjate qué pureza, yo no tengo de qué avergonzarme… Mis dioses me hicieron así”

Así de clara tenía Chavela Vargas su sexualidad, aunque, eso sí, no era amiga de ponerle ningún nombre. La llamemos como la llamemos, hoy tenemos que despedirla dando una triste noticia.

Chavela Vargas ha muerto a los 93 años de edad en Cuernavaca tras unos días ingresada por una complicación en su afección pulmonar. Y, aunque suene a tópico, es más que probable que, desde ya, esté naciendo el mito latino por excelencia.

Lo mejor, cuando se trata de una grande como ella, es despedirla con sus propias palabras…

“Me voy. Les dejo de herencia mi libertad, que es lo más preciado del ser humano”

Vía | ElPaís

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

12 comentarios