P!nk poseedora de la verdad acerca del amor

Pink The Truth About Love

El otro día comentábamos con mi amigo David que lo que parecían que iban a ser discazos del 2012 se han quedado un poco a medio gas. No es el caso de P!nk. Hace un par de discos que dejé de escuchar a esta chica, la verdad, pero gente de confianza musical para mi no paraban de hablar maravillas del disco. Así que le di una oportunidad.

Me daba miedo que P!nk se hubiera dejado llevar por su reciente maternidad y hubiera hecho un álbum de temas lentos. O que , como ya hiciera Christina en el cuasi-impecable ‘Bionic’, hubiera metido algún audio de su bebé. Afortunadamente no.

‘The Truth about love’ es el espíritu P!nk en estado puro. Rebeldía, gamberrismo, relaciones rotas y un par de baladas, que sin la ayuda de Perry son muy de pasar a la siguiente.

El disco abre con ‘Are We All We Are’ y ya va marcando las pautas. Un tema con base marcada, corte casi militar, muy Pink Floyd. Ser fuertre, creer en tu mismo y en la gente que es como tú. Como ya comenté, ‘Blow Me (One Last Kiss)’ mantiene el rollo musical y letrístico de P!nk. Primera puntilla de Kurstin, que se ha marcado una producción impecable.

Tras dos temas movidos llega ‘Try’, en un mediotiempo para meditar acerca de las inseguridades de pareja. Pero alejada del rollo venganza violenta. Más de recapacitar. ‘Just Give Me a Reason” empieza como si fuera un número de los de Sister Act, con su pianito y tal. Una oda despesperada para intentar recuperar un amor acabado.

Y llega uno de mis temas favoritos. ‘True Love’ es un tema tan Kurstin y Allen que no podía dejar de gustarme. Y es que volver a oir a Lily Rose Cooper, antiguamente Lily Allen, es siempre una alegría. El tema suena a la clásica canción de Lily haría para pasear por Londres con tus cascos a todo volumen sonriendo y haciendo salir al sol. El humor gamberro vuelve con ‘How Come You’re Not Here’, una historia de un chico que desaparece y P!nk le esperar y se pregunta dónde estará. ¿En el armario? ¿Bajo la cama?

Y llegan dos de los más absolutos temazos del disco. ‘Slut Like You’ es la canción feminista que siempre es necesaria un sábado antes de salir de fiesta con las amigas. La chica con actitud ante la vida, sin temor de su sexualidad y sus ganas de follar sin precuparse de nada más. Estribillo pegadizo a más no poder.‘The Truth About Love’ da título al disco. Es la clásica canción que podría haber escrito Geri Halliwell. Bonitas metáforas de qué es el amor y bonitas paradojas de qun qué se convierte. Palmaditas e ironía. Simplemente perfecta.

‘Beam Me Up’ suelo saltarla porque ese rollo country acústico me aburre sobremanera y porque ‘Walk of Shame’ me parece mucho más chula. Silbidito incluído. Clásica situación que después de echar un polvo lamentable tienes que volver a casa con tus peores pintas, tu peor careto y sólo deseas que nadie te vea.

‘Here Comes the Weekend’ sería mucho mejor tema sin no estuviera Eminem por medio. Que no digo yo que en cada rap tenga que estar Nicki Minaj, pero desde luego Eminem… ‘Where Did the Beat Go?’ retoma la base de desfile militar. Y con ‘The Great Escape’ acaba la edición normal del disco. Lo dicho pianito que acompaña pero sin las letras de Perry, no llega tanto.

La edición deluxe física lleva cuatro temas más. ‘My Signature Move’ es otro tema de relación tormentosa, muy María Jiménez todo. ‘Is This Thing On?’ continua con la temática de las parejas imposibles. ‘Run’ también es de esos temas pasables, en plan, pasar al siguiente. Porque en ‘Good Old Days’ vuelven las palmaditas y el buen rollo. El verte mayor y recordar los tiempos mejores. El drama de los treintañeros, P!nk, hija.

Para los que han comprado la edición deluxe en iTunes, los temas inéditos son ‘Chaos & Piss’, que habla de cuando tu pareja no te apoya todo lo que tú necesitas; y ‘Timebomb’, que es la más floja del disco, bien podría haber sido un descarte o una cara-b. Los verdaderos afortunados son los japoneses, que se llevan de bonus-track ‘The King Is Dead But the Queen Is Alive’. La reina que le ha cortado la cabeza al rey y lo celebra por todo lo alto. Guitarreo, clavicordio y animadoras celebrándolo. Genial.

‘The Truth about love’ es un disco francamente divertido, si nos saltamos las más lentas, que nos habla del amor, del desamor y de la venganza del corazón roto. Los temas clásicos de P!nk.

En Ambiente G | ¡Qué razón tiene Pink! No es matrimonio gay, es simplemente matrimonio



Sobre

El oscense Peibols. Fan de Kylie Minogue, de Alan Moore, defensor del final de Lost y muy amigo de hacer RTs de penes en Twitter.


'P!nk poseedora de la verdad acerca del amor' tiene 3 comentarios

  1. 25/09/2012 @ 20:52 Gherrilheira

    Bastante de acuerdo salvo el pequeño detalle de que ‘Timebomb’ me parece una pedazo cancionaca, superpegadiza y muy alegre. Si tuviese que escoger la peor, diría tal vez que ‘Good Old Days’ aunque tampoco puedo decir que esa una mala canción.

    A parte eso, efectivamente ‘Just Give Me a Reason’ es muy bonita, ‘How Come You’re Not Here’ graciosa y una canción que se te queda en la cabeza, la aparición de Eminen un tanto WTF (aunque es corta así que se pasa rápido xd y el resto de la canción vale la pena) y en general el disco está muy bien.

    PD- “I’m not a slut, I just love love”

    Responder

  2. 25/09/2012 @ 23:25 3445

    Muy interesante el disco. La bonus de japón es genialísima, me gusta más que blow me one last kiss, incluso.

    Un disco bastante lentillo en general pero con buenos despuntes. Slut like you es muy buena, Is this thing on? también es muuuy bonita. Recomendable!

    Responder

  3. 26/09/2012 @ 06:29 10495

    a mi parecer un GRAN disco pero FUNHOUSE es mucho mejor … jajaja p!nk es mi idola !!!!

    Responder


Comparte con nosotros tus comentarios.

Your email address will not be published.

Blog en Wordpress Theme Old Paper adaptado por Ambiente G