American Gods emite la escena de sexo gay

American Gods emite la escena de sexo gay más explícita de la televisión mainstream estadounidense y ha revolucionado las redes sociales.

American Gods es una serie que se emite Prime Instant Video -podéis probar la plataforma un mes gratuitamente-. La serie la han creado Michael Green y el exitoso Bryan Fuller basándose en la novela homónima de Neil Gaiman de 2001.

En el tercer episodio de la tercera temporada, la serie ha emitido una explicitísima escena de sexo gay. La serie relata la vida de Shadow Moon, Ricky Whittle (The 100), que cometió un delito y sale de la cárcel.

Sinopsis American Gods

Cuando sueltan a Shadow Moon de la prisión, este conoce a un misterioro Mr. Wednesday y la tormenta se empieza a gestar. A la deriva después de la muerte de su mujer, Mr Wednesday contrata a Shadow como su guardaespaldas. Y este se encuentra en un mundo escondido dónde la magia es real, dónde los Viejos Dioses temen ser irrelevantes y el creciente poder de los Nuevos Dioses. Y dónde Mr Wednesday está construyendo un ejercito para reclamar su gloria perdida.

En la serie podremos ver las relaciones entre estos Viejos Dioses, los nuevos Dioses y los simples mortales.

Escena de sexo gay

Según los críticos, American Gods emite la escena de sexo gay más explícita de la televisión mainstream estadounidense que se haya emitido hasta hoy.

En una escena de la serie, podremos ver la tórrida relación sexual entre Salim y Jinn. Salim, es un mortal recién inmigrado a Nueva York desde Omán. Mientras que Jinn es un Viejo Dios que intenta pasar desapercibido haciendo de taxista y que también es supuestamente de Omán.

Según las declaraciones del Showrunner Bryan Fuller en The Hollywood Reporter querían darle normalidad y belleza a la escena.

“Lo que queríamos conseguir es que para una audiencia que puede que no esté acostumbrada a ver a dos hombre teniendo sexo, la reconocieran como una cosa bonita.”

“Queríamos mostrarle a un niño gay del Oriente Medio que pueda llegar a esta serie que hay gente ahí afuera que no piensa que es una abominación”.

Según comentan en Vulture, la grabación de la escena tuvo que repetirse hasta 6 veces por la “poca experiencia” en relaciones sexuales gays de los actores. Cuando Fuller vio la escena la primera vez dijo:

“Era como, “Vale, a no ser que tuviera un pene de 12-inch (30 centímetros) en forma de bastón de caramelo y pudiera follar alrededor de las esquinas. Su polla no está llegando dentro de él. Así que chicos, tenéis que volver atrás y averiguar donde están los agujeros.”

Para ver la escena completa os recomendamos esa suscripción de Amazon Prime y para un pequeño sneak peak en fotos podéis visitar este Tumblr.

via | The Hollywood Reporter

Este post contiene links de afiliados.

Tags |